martes, 29 de diciembre de 2015

Un autogiro de la VI Flota norteamericana, 1954





 
"Un autogiro de la VI Flota norteamericana evoluciona sobre la plaza de Algemesí."
Fotografía de Cairo. Revista El Ruedo, 1954.




   El domingo, 3 de octubre, concluía la Semana de Toros de 1954 con una buena novillada de Frías Hermanos. En el cartel de esa tarde, el rejoneador Paquito Navarro, y en lidia ordinaria Rodríguez Caro y Rosario. El festejo se dedicó "en honor a las naciones americanas", y asistieron oficiales y marinos de la VI Flota Norteamericana, que se encontraba de visita en Valencia.
   El helicóptero militar o autogiro (según dice el pie de foto original) sobrevuela la plaza. Y la fotografía nos permite ver además algunas de las casas ya desaparecidas de la calle Montaña.
   Una imagen curiosa.

   Sobre la otra visita de la VI Flota Norteamericana, en 1953, puede verse:
   Algemesí en el NODO, 1953: La visita de los oficiales de la VI Flota Americana.

   En YouTube: Algemesí (Valencia) - Reportaje en el NODO, visita de la 6ª Flota Americana, 1953




jueves, 24 de diciembre de 2015

Bon Nadal




 
 
Detalle del Belén instalado en la Basílica de San Jaime en el año 2009.




 
Algemesí en la Memoria les desea
 
BON  NADAL
 
FELIZ  NAVIDAD 
 



martes, 15 de diciembre de 2015

D. Enrique Pérez Thous, Pbro.

 
 
 

 
D. Enrique Pérez Thous.
 
  


   D. Enrique Pérez Thous fue párroco de Algemesí entre 1913 y 1921.
   Había nacido en Benidorm en 1867, estudió en el Seminario de Valencia, doctorándose en Teología y Derecho Canónico. Se ordenó en 1891.
   Fue coadjutor de Silla, ciudad en la que fundó varias congregaciones y un patronato para la juventud con escuelas nocturnas. Pasó después a la parroquia del Pilar de Valencia, y fue vicario del Hospital provincial.
   Por concurso oposición fue nombrado párroco de San Jaime en julio de 1913, tomando posesión del curato el 7 de septiembre.


   En Algemesí realizó una importante labor pastoral y social, y en enero de 1919 se fundó por iniciativa suya, y del vicario D. Rafael Ferrandis Villanueva que sería el primer Consiliario,  el Sindicato Católico Agrícola, con Patronato, escuelas, Caja de Ahorros y Cooperativa de consumo, origen de la actual Cooperativa Agrícola del Sagrado Corazón de Jesús. El Presidente de la primera Junta Directiva fue D. José Machí Carrasco, y el Presidente del primer Consejo de Vigilancia D. José Mª Prósper Bremón. A finales de 1919 ya eran algo más de 1500 socios.


   Fue nombrado después párroco Prior de la Colegiata de San Bartolomé de Valencia, donde permanecería hasta su fallecimiento el 6 de diciembre de 1933.
 
 
   Fundó la Asociación de Santa Rosalía, cuya devoción en Algemesí se debía en gran medida a la Señora Pepa, y preparó, en 1924, junto con D. José Bau Burguet (hoy Siervo de Dios, y autor de la letra del Himno de la Coronación de la Virgen de la Salud), una edición de la Vida y milagros de Santa Rosalía. Colaboró en la revista de la Coronación, Salus Infirmorum. Y, lo más importante, ya en 1921 escribió una biografía de Josefa Naval Girbés, que se publicó en la Revista Catequística de Valladolid en enero de 1921.





 
El antiguo edificio del Patronato, calle Capilla.
 
 
 


martes, 8 de diciembre de 2015

Las azucenas de la Mare de Déu de la Salut. El milagro de 1677











   La imagen de la Mare de Déu de la Salut lleva en su mano derecha unas azucenas, símbolo de la pureza de la Inmaculada Virgen María. Y sobre estas azucenas hay una hermosa historia, narrada en la obra Año Virgíneo, de D. Estevan Dolz del Castellar, cuya primera edición se publicó en Valencia en 1688. La historia de este milagro, que reproducimos aquí, sucedió en el año 1677:


   "El año de 1677, favoreció nuestra Señora de la Salud de la Villa de Algemesí, a un devoto suyo, llamado Juan Assensi, Escrivano, curándole de una enfermedad, naturalmente incurable. Fue el caso, que viéndose muy afligido, por dezirle un gran Medico, llamado el Doctor Gabriel de la Plaza, que no tenia remedio su mal, se encomendó muy de veras á esta Santa Imagen. La enfermedad era una neurisma en el brazo, de causa interna, de la magnitud de un huevo, que á mas del peligro en que le puso, le atormentava con unas pulsaciones tan dolorosas, que puñales no las causarían mas vehementes. Hallandose en este conflicto, hizo este voto: Señora, para curar de mi brazo, qué medio mejor, que poner en el vuestro una mata de Azucenas de plata, símbolo de vuestra Pureza? Yo, pues, Señora, os la ofrezco. Apenas dixo esto, le vino un impulso de aplicarle sobre la neurisma una estampa de nuestra Señora, y al contacto de quien es la Medicina de todo el mundo, que assi la saludava San Buenaventura: Medicina Mundi, quedó libre del accidente, cumpliendo contentissimamente su voto, llevando las Azucenas de plata, que son las que oy dia en su mano tiene."




   Joan Segura de Lago cita en Llinatges d'Algemesí a Jaume Assensi "nomenat notari - escrivá de la sala i consell el 1608", cuyo hijo, Joan "continuaría en l'ofici després dels díes del pare traspassat el 1654".
   Sobre el médico de la Plaza y su linaje escribe: "Aconduït per la vila ve el doctor en medicina, que abans havia estat en Guadassuar, Gabriel de la Plaza. Es quedaría en Algemesí i constituiría, potser, (...) la familia de més nombre amb tìtol acadèmic o universitari. (...) Gabriel de la Plaza, fill de Francesc, nét del primer doctor, fón doctor en medicina aiximateix a finals del XVII." 



 
 
 
Las azucenas de la Mare de Déu de la Salut.
 
 


domingo, 6 de diciembre de 2015

Algemesí. Vídeo de la Semana Taurina. Reportaje de la Revista Imágenes (Nodo), 1952





 
 
Desde los tejados de Sant Jaume 
 
 
 
 

 
Carafals
 
 
 
 

 
Vistas de la plaza
  
 
 
 

 
Una fiesta popular
 
 
 
 

 
Pasando los toros y vaqueta en la calle Montaña

 
 
 
 
 
 
Subidos a una reja, y una vaca que casi se coló en Teléfonos.
 
 
 
 

 
Vista desde la placeta del Carbó, y balcón del Ayuntamiento.
 
 
 
 

 
Vistas de los carafals.
 
 
 
 
   Se ve un cartel de 1952, pero si el reportaje se emitió en enero del 52 no tiene sentido ¿hay un error de la fecha?
 
  
 
   Fotografías tomadas de un reportaje sobre la Semana Taurina de Algemesí, emitido (al parecer) el 1 de enero de 1952, dentro de "Imágenes, Revista cinematográfica del Nodo.
   Vemos, aparte de la propia plaza de toros, las calles, tan cambiadas, con aquellas casas que ya no existen. Y las gentes, la fiesta, los bares (muchos para una sola calle), la calle Montaña, centro de las fiestas. Se ve pasar los toros, la vaqueta, y a cinco o seis subidos a una reja en difícil equilibrio.
   Hay pocas filmaciones de aquel Algemesí de hace más de medio siglo, así que hemos querido rescatar este fragmento del archivo de la Filmoteca Española. Son unos dos minutos, pero vale la pena. Sería también interesante reconocer a alguno de los personajes que aparecen, quizás algún familiar que pasaba por allí... Hay muchos detalles para observar, por eso hemos capturado además estas imágenes del reportaje, pequeños momentos de un Algemesí que muchos ya no han conocido.
 
 
 
 
 

 



 
   Ver en YouTube:  Algemesí. Reportaje Revista Imágenes (Nodo), 1952

   La fecha de emisión del reportaje del Nodo es incierta, todos los reportajes están clasificados en la web de la Filmoteca como del 1 de enero (?). El caso es que se ve un cartel de la Semana de Toros de 1952, así que...
 

miércoles, 2 de diciembre de 2015

El Doctor Viciano. Unas notas biográficas






Fachada del Instituto Oftalmológico del Doctor Viciano a principios de los años 40.





    Ya hemos hablado en alguna ocasión del Doctor Viciano. Nació en Algemesí en 1861, y fue un importante oftalmólogo. Su nombre va unido al de aquel recordado edificio frente a la Estación, obra del arquitecto valenciano José María Cortina (1894).
   Las siguientes notas biográficas, recopiladas a partir de diversas fuentes, en particular de las hemerotecas. La prensa de la época muestra un personaje interesante, dedicado a diferentes actividades aparte de la medicina, lo que es quizás algo raro, ya que era un médico de prestigio.


   Después de fundar la Clínica de Algemesí, que duró pocos años, ya en 1898 el doctor Viciano se traslada a Valencia y abre clínica en la calle Don Juan de Villarrasa, 23 principal.
   A comienzos del XX tiene un dispensario gratuito en la plaza Pertusa número 7 donde pasa consulta y realiza operaciones, gratuitas para los pobres, como ya hacía en el Instituto de Algemesí. La prensa daba cuenta de algunas de estas operaciones en breves gacetillas.
   En 1907, una crónica del Diario de Alicante nos informa de que había establecido clínica en aquella ciudad, realizando intervenciones (explican con todo detalle la extirpación de un ojo). Comentan además sus estudios en Paris, y se refieren a Viciano como "ese hombre de ciencia que recorre España realizando sus prodigiosas curas".




Publicidad del año 1902. Diario El Pueblo.
Aunque ya había dejado la clínica de Algemesí, utilizó una imagen del edificio para esta nota publicitaria de su consulta en Valencia. 



   A finales de 1909, el doctor Viciano tiene domicilio y clínica en la plaza de la Reina 5 y 6, esquina a San Vicente, y mantiene el dispensario para pobres en la plaza de Pertusa 7 por la mañana. Hacia 1914, esta consulta para pobres pasa a la calle Salvá 14, detrás de la Universidad.






Publicidad de la Clínica de los Ojos del Dr. Viciano en Diario de Valencia y El Pueblo, año 1911.



    Viciano compagina su actividad médica con la política en el ayuntamiento de Valencia. A finales de 1909 se presenta para concejal por el distrito del Hospital en la candidatura liberal monárquica.
   En enero de 1910 es elegido teniente de alcalde en el nuevo ayuntamiento de Valencia tras las elecciones: "Para la primera tenencia de alcaldía resulta elegido D. José Viciano Carbonell, por 25 votos y una papeleta en blanco", leemos en La Correspondencia de Valencia.





Candidato en Valencia, por el partido Liberal - Monárquico. Año 1909.




   En 1913 el diario El Pueblo publica esta nota: "Ha sido autorizado d. José Viciano Carbonell para establecer una línea de energía eléctrica desde el molino de Benimuslém a Algemesí. Y en 1914 "Por real orden de  29 de octubre se autoriza a D. José Viciano Carbonell para instalar línea eléctrica con destino al suministro de fluido para alumbrado y fuerza en Algemesí (Valencia)".
   Por esos años tiene también otras actividades en Algemesí. En La Correspondencia de Valencia leemos sobre un despacho del Gobernador "estimando el recurso presentado por D. José Viciano contra el acuerdo del ayuntamiento de Algemesí, ordenándole el derribo de las obras que ejecutaba para cubrir la acequia del Coto Nuevo" (diciembre de 1914).
   Poseía también Viciano un molino arrocero, arrendado a la viuda e hijos de d. José Sos Borrás, que sufrió un incendio en diciembre de 1919.
   (Sobre sus publicaciones hablaremos en otra ocasión.)


   A estas actividades parece haberse dedicado en los siguientes años. En 1930 es primer teniente de alcalde del ayuntamiento de Algemesí, presidido por d. Jaime Montrull Girbés.
  Fallece el 8 de julio de 1932.





Esquela en La Correspondencia de Valencia.




   Nota: Como rectificación, y también como curiosidad, añadir que, aunque figura enterrado en el cementerio de Algemesí, también aparece en el registro del cementerio general de Valencia, en un panteón, si bien sin fecha. Desconocemos el motivo...
   Eso nos confundió sin duda cuando comentamos su biografía en Memoria escrita d'Algemesí. Aprovechamos para rectificar aquí el dato.


   Sobre el doctor Viciano y la historia de la medicina en Algemesí, es imprescindible el libro "Viure, emmalaltir i morir en l'Algemesí contemporani", de Ciprià Xavier Teodoro i Calatayud.



   Fuentes:
   Biblioteca Nacional. Varios.
   Prensa Histórica. Varios.
   Memoria escrita d'Algemesí.



jueves, 19 de noviembre de 2015

Vista interior del Instituto Oftalmológico del Doctor Viciano, finales del XIX

 
  
 
 
 
 Sala recibidor de la Clínica del doctor Viciano. Fotografía hacia 1896.

 



   Una sencilla habitación que daba acceso a otras. Mobiliario y decoración muy de la época, con una mesa en el centro, y sillas y mecedoras de madera curvada estilo Thonet. El típico suelo de baldosas. Un reloj sobre la entrada de la escalera.
   Y en la escalera se ve a una de aquellas primeras Hermanas de la Caridad de Santa Ana que en 1895 llegaron a Algemesí para ocuparse de atender esta nueva Clínica, el Instituto Oftalmológico del Doctor Viciano, que estaba enfrente de la Estación de tren. Viciano se había establecido primero en una casa de su propiedad que no le pareció que tuviera las condiciones higiénicas adecuadas, por lo que encargó la construcción de este edificio al arquitecto municipal de Valencia, D. Manuel Cortina. La Clínica tenía tres alturas y estaba rodeada por un jardín, situada en un lugar al que llegaba la brisa procedente del mar.
   Se atendía gratis a los pobres.
   Poco tiempo duró esta clínica. El doctor Viciano se trasladó a Valencia, y las monjas pasaron a ocuparse del Hospital y el Colegio. 
   En 1896, Viciano publicó el librito "Instituto Oftálmico del doctor Viciano. Notas clínicas 1891 - 1896".
 
 
  
 


domingo, 8 de noviembre de 2015

Enseñanzas de la Beata Josefa Naval Girbés





Carrer Nou del Convent. A la izquierda, la casa natal de la Beata Josefa Naval Girbés.





   La fiesta litúrgica de la Beata Josefa Naval Girbés se celebra el 6 de noviembre. Hoy domingo 8, a las 17h, Eucaristía solemne y Procesión.
   La Señora Pepa es especialmente conocida por los muchos milagros que se le atribuyen, pero quizás sean menos conocidas sus enseñanzas, frases y pensamientos, normas de vida que enseñaba a sus discípulas, que aunque ella no dejó por escrito, sí pudieron ser algunas recopiladas, y algo de ello puede leerse en la biografía de la Beata escrita por el hoy Siervo de Dios D. Bernardo Asensi.
  Su lema, reproducido en las estampas: "Almas para Dios, no quiero que se condenen, ayúdame a pedirlo."





Estampa devocional.



   Estas son algunas de las enseñanzas y recomendaciones de la Señora Pepa, tal como se recogieron en los testimonios de sus discípulas:

   Rezad cada día el Santo Rosario.
   Haced cada día un rato de oración, y todo os resultará llevadero y suave.
   En vuestras casas, sed ángeles de paz; poned alegría, adelantáos a tomar los trabajos menos gratos, pero sin demostrar que os mortificáis.
   Para ser mejor: ama, obedece, sufre, calla y adelántate.
   No pongáis vuestro corazón en nada de este mundo.
   Todos podemos ser mejores y santificarnos, pos muchos pecados que haya habido en la vida pasada.
   Sed humildes y recogidas, llevad presencia de Dios, y "deixeu perdre", esto es, ceded y callad teniendo razón.
   Acudid para todo a la Santísima Virgen.
   Amemos a la Iglesia de Jesucristo, a la que pertenecemos, y recibamos los medios que tiene de perdón y gracia y de santificación.

(Se continuará)






Calle Berca. Casa en la que vivió y murió la Señora Pepa.
Actualmente acoge a las Misioneras de la Divina Providencia.









martes, 27 de octubre de 2015

La obra La Verche de la Salut, 1925. Y notas biográficas sobre su autor, Manuel Ros

 
 

 
 

   Fiestas de la Coronación de la Mare de Déu de la Salut, 1925.
D. Manuel Ros Ruíz, el segundo por la derecha.
 
 
 
 
 
 
   La obrita "La Verche de la Salut. Homenache artistic a la Mare de Deu" fue una de las actividades que se realizaron con motivo de la Coronación Pontificia de la Virgen de la Salud, con la intención tanto de recaudar fondos como de preparar el ambiente para la fiesta, que se celebraría en abril de 1925.
   Se representó en el Teatro Español, del que eran empresarios Pepe Sanchis y Manolo Pérez, el 22 y 23 de diciembre de 1924. Sabemos que se representó posteriormente en el Convento de San Vicente y en el Patronato, en 1947 o 1950.
   La música era del maestro Guzmán, "instrumentada por el señor Seguí".
  El texto lo escribió don Manuel Ros Ruíz, maestro nacional en Algemesí, que dedicó la obra a "A. D. J. P. B", es decir, a don José María Prósper Bremón, del que ya hablaremos en otro momento, uno de los promotores de la Coronación y de la propia representación teatral.
 
 
   La obra se divide en tres actes i un epileg, dividit el primer en dos cuadros, y comienza con una poesía, Algemeziz, que fue leída por el autor en la primera representación.
   La acción se sitúa en los años 1247, 1568 y 1925.
   El primer acto consta de dos cuadros: la Troballa de la Imagen en la morera, y cómo los vecinos quieren que se quede en Algemesí.
   En el segundo acto aparecen algunos personajes relevantes de la historia de Algemesí, como Domingo Gamieta, y los sacerdotes que decidieron el nombre de la Imagen. Concluye con unos milagros y una canción alabando a la Virgen.
   El tercer acto narra varios milagros, y cómo los vecinos de Algemesí deciden que hay que coronar a la Virgen de la Salud.
   Finaliza con una Apoteosis, en la que se representa la Coronación.
 
 
   En la representación de 1924 el propio Manuel Ros interpretó un personaje. Participaron: Carmencita Llácer, María Domingo, María Llácer, Delobina Domingo, Manuel Ros, Emilio Esteve, Merceditas Seguí, Vicente de Luca Escalante, Pepito Girbés, señor Plá, Sales, Herminia Cubells, Milagrito Primo, Amparito Maravilla, Amparito Ferragut, Trini Martínez, Vicentita Chambó, María Carrasco, Vicentita Carbonell (...), Francisco Bolumar, José F. Pascual, José Moreno, Luís Martínez, Ramoncito Molina, senyors Hurtado, Plá y Sales (...), María de la Salud Prósper, Pepita Giner, Pepita Viciano, María de la Plaza, Carmen Domingo, María Gómez, Vicentita Rosell, Vicentita Ripoll, Amparito Lago, José Montrull, Plácido de la Plaza, Ricardo Carbonell...
    Los directores artísticos fueron D. Pascual Ferrer, D. Vicente de Luca, D. José F. Pascual, y D. Joaquín Planells.
   Mestre Director: D. Emilio Seguí. Profesora de canto: Antoñita Pérez de Pascual.  Profesor de baile: Joaquín Adam. Pintor de escena: D. Enrique Ros. Apuntadores: Ramón Molina y Eusebio Llorca.
 
 
   La obrita la publicó la Editorial Diario de Valencia en junio de 1925, y se reeditó en Algemesí en 2004.
 
    
 
 

 La Verche de la Salut. Edición de 1925.
 
 
 
 
Reparto de la obra.
 
 
 
 
 
Unas notas biográficas sobre el autor, D. Manuel Ros Ruíz:
 
 
   Nació en Valencia en 1890. Fue maestro nacional en Algemesí entre 1915 y 1926 (antes ejerció brevemente en Murcia).
  

   Durante su etapa como maestro en Algemesí, D. Manuel Ros Ruíz se implicó en la vida social, formando parte de la asociación Nuevo Club, fundada en 1914. Manuel Ros se ocupaba de la sección de literatura. En 1917 publican la revista La Ribera, bilingüe, con cierto carácter político, pero también con poesía en valenciano. Hablaremos de ello en otra ocasión.
   En 1924 Manuel Ros participa en el mitin en el que se constituyó el partido Unión Patriótica de Algemesí, partido del Directorio de Miguel Primo de Rivera, celebrado en el teatro Español, y en el que intervinieron el alcalde Nogales y el diputado Primo Morell.

   Escribió una Historia de Algemesí, con la intención de utilizarla como libro de lectura en las escuelas, y para ello presentó solicitud al ayuntamiento en 1923, pero no está claro si llegó a publicarse.

   En diciembre de 1924 se estrena en Algemesí La Verche de la Salut, Homenache artistic a la Mare de Deu, y la obrita se publica en 1925.

   En noviembre de 1925 estrenó en el Teatro Español la zarzuela "Peranseta", letra de D. Manuel Ros y música de D. Enrique Ros.

  
   Desde Algemesí pasó a dirigir el Grupo escolar Navarro Darás de Carcaixent, entre 1926 y 1936.
   Entre 1934 - 1935 amplía estudios de pedagogía con una beca en Francia y Bélgica, realiza estudios en la Escuela de Apicultura de Mendicoechea y publica algunos artículos sobre este tema en la revista La Colmena.
   Sus estudios de pedagogía los aplicó ya en la escuela de Carcagente, donde impulsó las colonias escolares, excursiones, las "Misiones pedagógicas", la biblioteca escolar, etc. Y fundó la revista escolar Laborando, en la que publicó tanto artículos sobre pedagogía como poesía en valenciano de carácter costumbrista, al estilo de Teodoro Llorente.
 
 
   En 1936 ganó por concurso oposición la plaza de director de la Escuela Graduada Aneja a la Normal del Magisterio Primario de Castellón, pero precisamente entonces comenzó la guerra. En 1937 su nombre figura en un listado de traslado de maestros, publicado en la Gaceta de la República. En 1939 reaparece en Castellón, y recupera su plaza de Director de la Graduada, y en agosto de 1939 es secretario provisional del Servicio Español de Magisterio (SEM), dependiente de Falange, en 1942 es secretario, después Jefe provincial. Fue además miembro del Tribunal de Menores.
   En Castellón trabajó hasta su jubilación, y sabemos que en los años 40 realizó alguna obrita teatral y alguna que otra composición. En 1959 se le concedió la Cruz de Alfonso X El Sabio.
   Falleció en Valencia en 1970.
 
  
 
 
  El Teatro Español en 1925.
La Reclam, 1 de marzo de 1925. Biblioteca Nacional. 
 
 
 
 
 
La Verche de la Salut
(Final)
 
 

APOTEOSIS
 
LA CORONASIÓ
 
 
   La escena representa la Gloria. Al mitch, la Verche de la Salut, sostenguda per cuatre soldats chenoll en terra. Totes les dones qu'han eixit antes rodechen el grupo. La escena la poblen molts anchelets i tots porten moltes flors. Gran cantitat de flors. La Valensiana te en la ma la corona. Al alsarse el teló canten tots, piano i en molt de gust:
 
 
MUSICA
Salve, mare meua.
Reina incomparable:
tú eres de nosatros
benvolguda Mare.
Salve, Verche pura,
amorosa Mare,
prega per nosotros,
Salve, salve, salve.
Fes qu'en tots los pobles
hiaxca santa pau,
sigues capitana
de la nostra nau.
Que tot en el mon
ta gloria proclame,
i qu'en fe te diguen
¡Salve verche, salve!
 
 
   (Acavat asó, tots els que s'encontren en escena tiren una plucha de pétals de flors sobre la Mare de Deu, mentres la Valensiana corona a la Verche, y la Bernardeta, molt emosionada, temblorosa, tendrá, plorosa, diu):
 
 
RESITAT
BERNA.  Reina, Mare, Protectora
i socorro de malats,
consuelo i amparaora
de rics, pobres, desgrasiats:
eres clavel perfumat,
rosa, faro, lliri, llum,
¡vixca la nostra abogá
la Verche de la Salut!
Ave, Mai Stela dei mater alma
Atque Semper virgo
Felix coeli porta.
TELO
  
  
   

 
 
 Crónica de la representación de La Verche de la Salut.
 Las Provincias, 28 de diciembre de 1924.
 
 
 
 
 
 
Noticia de la edición de la obrita.
Las Provincias, 25 de junio de 1925.
Biblioteca Virtual de Prensa Histórica.





   Fuentes:
   Biblioteca Nacional.
   Prensa Histórica, MCU.  
   La Verche de la Salut. Homenache artístic a la Mare de Deu. Manuel Ros. Editorial Diario de Valencia, 1925.
   Memoria escrita d'Algemesí. Alicia y María Nieves Bueno Ortega. Ajuntament d'Algemesí, 2009.






viernes, 16 de octubre de 2015

Vista de la calle Montaña en la riada de 1957

 
 
 
 
 
 
 
 
   Vista de la calle Montaña, en la riada de octubre de 1957. Impresiona ver la fuerza del agua, la calle convertida en río. Y después sería el barro.
   Puede verse el edificio del Banco de Valencia, y varias casas que actualmente ya no existen. Poco se puede añadir a esta triste imagen.
   (Con nuestro agradecimiento a CJ.)
 
 
 
 

lunes, 12 de octubre de 2015

Iglesia del Pilar, años 50

 
 
 
 
 
 
 
 
   Vista de la plaza de España y la nueva Iglesia de Nuestra Señora del Pilar en el Carrascalet. Foto Juan, mediados o finales de los 50. (Con nuestro agradecimiento a CJ). Dependió primero de María Auxiliadora, siendo rector D. Ramón Sancho, y se erigió como parroquia en 1962.  
   Delante de la iglesia se ve el jardín, también nuevo.
 
 
  Como curiosidad, las campanas  llevan los nombres de Jesús (1889), y San Bernardo, Beata Josefa Naval Girbés y  Mare de Déu del Pilar (1951).
   Sobre las campanas de la Iglesia del Pilar, puede consultarse la fuente, en campaners.com
 
 
 



sábado, 3 de octubre de 2015

Beatificación de los Martires de Viaceli y Fons Salutis. Santander, sábado 3 de octubre de 2015

 
 
  


 
 
 
  
Icono del los Beatos Mártires de Viaceli y Fons Salutis,
y Programa de actos de la Beatificación.
Fuente: Abadía Cisterciense de Viaceli, Cóbreces (Cantabria).
 
 
 
 
 
CELEBRACIONES:
 
   Día 3 de octubre, en la Catedral de Santander 12:00: Ceremonia y Misa de Beatificación, presidida por el Cardenal Angelo Amato, Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos.
   Día 9 de octubre: Vísperas solemnes en la Abadía de Viaceli para la veneración de las reliquias de los Mártires y colocación de las mismas en la iglesia de la Abadía: 18:00.
   Día 10 de octubre: Misa de Acción de Gracias, presidida por el Obispo de la Diócesis. D. Manuel García Monge.
 
 
   Según se indica en la web de Arzobispado de Valencia, en Algemesí se celebrará una Misa de Acción de Gracias el 15 de noviembre, y visita al monasterio de Fons Salutis, donde están enterradas Madre Micaela y Madre Natividad.
 
 
 
 
 
Monasterio de Fons Salutis en 1927.
 
 
 
 
Vista general de la Abadía de Viaceli en 1909
La Construcción Moderna. Biblioteca Nacional
 
 
 
 
   Pueden consultarse unas breves biografías en este mismo Blog en:

 
 
   También puede consultarse la etiqueta Fons Salutis

 
 
 
 
 
 
 
 


miércoles, 23 de septiembre de 2015

El Hospital de la Cofradía de San Jaime Apóstol en la calle Montaña

 
 
 
 
 
   Relieve conmemorativo, obra de Leonardo Borrás, 1997, en la fachada del edificio situado donde estuvo la Cofradía de San Jaime, en la calle Montaña.
 
 
 
 
 
   Hacia 1908, Don Miguel Belda refería cómo la institución benéfica de la Cofradía de San Jaime se fundó alrededor de 1598, año en que aparece por primera vez en la Visita, y descartaba la idea de que el edificio hubiera sido la iglesia primitiva de Algemesí. Utilizó como fuentes de información los textos de D. Benito Ballester y expedientes del Archivo General de Valencia. Explicaba así la historia del Hospital de la Cofradía y el edificio:
 
   "Este edificio, emplazado en la calle de la Montaña, y como á unos cien pasos de la parroquia nueva, consta de casa con altos, de alguna capacidad, é iglesia dedicada a San Jaime Apóstol. En él, y con el fin de que la asistencia de los enfermos allí recogidos fuera completa, se fundó una Cofradía (cuyo nombre ha quedado como propio de la iglesia de este Hospital), que ha subsistido hasta la segunda mitad del siglo XIX, cuando comenzaron á regir las nuevas leyes de Beneficencia. Según las Visitas, el Hospital allegaba recursos por varios conceptos y los gastaba en la asistencia y cuidado de los enfermos, siendo una de sus fuentes de ingresos, dejar á los particulares algunos objetos fúnebres, cuando ocurría alguna defunción en sus casas, mediante el pago de una pequeña cantidad.
   Tenía también fincas el Hospital y dedicaba sus rentas al mismo objeto. Entre otras le pertenecía una casa de la calle de Valencia; la autorización para convertirla en horno público, fue concedida en 1755.
   La administración de este Asilo de la caridad estuvo á cargo de cuatro mandatarios, cuyas cuentas por muchos años recibió la Visita, y con el tiempo pasó esto á ser incumbencia ordinaria de las autoridades locales; la asistencia espiritual de los enfermos estaba confiada, como también lo está en la actualidad, al beneficiado poseedor del título fundado por Mosén Vicente Folqués, en el año 1783, bajo la advocación de San Jaime Apóstol."
 
 
   Desde 1847 el Hospital se trasladó al ex convento de dominicos de San Vicente Ferrer, entre otras cosas por razones de higiene. La "casa de los enfermos" se dedicó entonces a escuela de niñas. Estando entonces "extinguida la Cofradía",  se ocupaba del Hospital "un matrimonio, que colocaba allí el Municipio, hasta que en 1895 se encargaron de él las hermanas de la caridad de Santa Ana."
 
   Cuando hacia 1908 D Miguel Belda escribe su historia de Algemesí, la iglesia del primitivo Hospital de la Cofradía de San Jaime seguía "destinada al culto, y aunque en ella sólo se celebra al año un número contado de actos religiosos, presta sin embargo un gran servicio, porque allí se dejan los cadáveres de los pobres que mueren en el Hospital, ya para celebrarles el Oficio de Sepultura, ya para su identificación, si se dá el caso." Su administración dependía de un sacerdote, nombrado por el ayuntamiento.
 
 
 
 
 
Año 1912. Detalle de la calle Montaña, vista desde la plaza.
Al fondo a la izquierda, aunque apenas se distingue, el edificio de la Cofradía.
 
 

 
 
   En el manuscrito de Don Benito Ballester, 1873, se describía con el nombre de "Ermita de San Jaime":
 
   "Está situada en la calle de la Montaña. entre los números 15 y 17. Es una hermosa capilla que acaba de restaurarse. Tiene cuatro altares además del mayor; no se celebra otro culto en ella más que una misa el día de San Jaime y algún otro ligero oficio el día de Pascua. Su destino más frecuente es para depósito de los cadáveres que se encuentran desamparados y para los que mueren en el Santo Hospital Municipal (...) Está valorada en 30.000 reales."
   Una nota al pie, en la reedición del manuscrito, explica que fue "desmontada en 1936", y vendida al Banco de Valencia en 1945.
 
   Actualmente ocupa esa zona un gran edificio de viviendas, en cuya planta baja está el Banco y la sede de la Cruz Roja. Solo el bello relieve en bronce en la fachada recuerda que allí estuvo  el antiguo edificio de la Cofradía de San Jaime. Pero estas cosas a veces pasan desapercibidas. Por cierto que el texto del relieve resulta ilegible...
 
 
 
 
Vista de la calle Montaña a finales de los años 50.
En el centro el nuevo edificio del Banco de Valencia, construido donde estuvo la Cofradía de San Jaime.


 

 
   Señalar que antiguamente sólo iban a un hospital municipal los que no tenían más remedio, los pobres, los que carecían de familia, etc. Los enfermos, si era posible, eran tratados en casa, y morían en casa, en su entorno familiar.
 
 
 
 
 
   Fuentes:
   D. Benito Ballester Broceta: Historia de la Villa de Algemesí. 
   D. Miguel Belda Ferre: Algemesí y su Patrona.